El derecho a la justicia gratuita en personas afectadas por daño cerebral

El derecho a la gratuidad de la justicia de quien carece de los recursos suficientes, es compatible con el nombramiento de un abogado particular de su confianza, no teniendo porque ser nombrado de oficio, tal y como permite el art. 28 de la Ley 1/1996 de 10 de Enero de Asistencia Jurídica Gratuita.



El artículo 119 de la Constitución Española de 1978 dispone que “la justicia será gratuita cuando así lo disponga la ley y, en todo caso, respecto de quienes acrediten insuficiencia de recursos para litigar.”