El gobierno facilita a las personas con discapacidad el aplazamiento del pago de la hipoteca

El nuevo Real decreto ley 11/2020 de 31 de marzo contiene un paquete de medidas de carácter social dirigidas a colectivos vulnerables como las personas que tengan reconocido un grado de discapacidad superior al 33%, o situación de dependencia o enfermedad que incapacite de forma permanente para realizar su actividad laboral.



Esta ayuda consiste en la suspensión del pago de la hipoteca durante un periodo de tres meses ampliables mediante Acuerdo del Consejo de Ministros.